viernes, 7 de octubre de 2016

Un barco atunero se va

Tengo mala sensación de teneros prisioneros de mi repaso de las fotos de Viena (en las que me voy a alargar meses, ya avisé) y puede que haya alguien que esté impaciente por saber qué fue de los barcos atuneros de La Puebla del Caramiñal (que allí no todo son adolescentes desaparecidas).
Pues aquí tenéis la secuencia de salida de uno a recoger más atunes en sus bodegas. Sonó la bocina y el barco verde se fue moviendo (con ayuda del remolcador rojo), de detrás de la fila de tres a buscar la salida de la ría:













No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada